Facebook Marketplace

Facebook anunció el lanzamiento de Marketplace, su nueva iniciativa relacionada al e-commerce y que compite directamente con jugadores como Amazon, eBay y principalmente Craigslist.

Facebook Marketplace

Marketplace reemplazará de a poco la funcionalidad de Messenger dentro de la app de Facebook en los países donde será lanzado inicialmente: USA, UK, Australia y Nueva Zelanda.

La funcionalidad ataca de lleno la necesidad de compra-venta de productos en una transacción simple, que hoy de manera orgánica ya tiene a más de 450 millones de personas realizando transacciones a través de grupos dentro de Facebook mensualmente. Claramente es un número más que importante de transacciones y no resulta raro que Facebook le haya puesto foco a este caso de uso.

Claramente Facebook no está pensando en reemplazar soluciones de marketplace como Craigslist o eBay. De todas maneras, es de notar como las acciones de eBay cayeron casi un 5% desde el anuncio de Facebook (subiendo nuevamente). Es un futuro sombrío para los marketplaces con menos usuarios activos que la red social más importante del mundo.

Facebook Marketplace

Creo que si Facebook lo hace bien, Marketplace puede ser realmente peligroso para estas plataformas, matando parte de su negocio bien en un extremo del long-tail. Para otros segmentos más complejos, la solución de Facebook se queda realmente atrás y necesitaría ser más sofisticada: los problemas de moderación y publicación de contenido prohibido son un ejemplo inicial. Pero para las transacciones P2P entre usuarios normales, el tener esta funcionalidad dentro de uno de los sitios o apps donde más tiempo pasan todos los días, es claramente una comodidad que antes no tenían para aventurarse al e-commerce.

Si bien se les critica no ofrecer una solución de delivery o de pagos per se (aunque internamente puedas usar la feature de envío de dinero de Facebook Messenger) repito: no están apuntando directo a plataformas más complejas de e-commerce. Pero muy bien podrían hacerlo una vez que tengan cautivo a todo el long-tail…

Veremos cuánto tardan en lanzar esta funcionalidad en otros mercados y cuánto tarda particularmente en llegar a LatAm.

Space X Elon Musk Marte

En caso que no hayan podido ver la presentación que Elon Musk hizo esta semana sobre el plan de Space X para crear una comunidad de humanos en Marte en los próximos años, lo dejo publicado acá. No se lo pierdan, traten de ver el video completo:

A pesar que Musk no es mi orador favorito, me parece uno de los pocos CEOs visionarios en la industria hoy, que es capaz de hacer realidad cosas que nos parecen de ciencia ficción.

A pesar que mucha gente crea que está loco o se burle de sus ideas, creo que vale la pena rescatar la visión a largo plazo que Musk pone en muchos de sus proyectos y el esfuerzo y trabajo que sus equipos ponen para llevarlos a cabo en la medida de lo posible.

¿Logrará poner una colonia de humanos en Marte dentro de unos años? Quién lo sabe.

Sea como sea, me parece excelente poder ver planes concretos para intentarlo.

Spotify compra SoundCloud

Financial Times reporta que Spotify y SoundCloud estarían en charlas para llegar a un acuerdo de adquisición.

Si bien ni Spotify ni SoundCloud han comentado al respecto, creo que el deal podría ser muy interesante para Spotify.

Apple y Amazon están invirtiendo de manera cada vez más agresiva para profundizar su espacio en el mundo de streaming de música, por lo que Spotify tiene que buscar nuevas formas para mantenerse atractivo a su audiencia, ya que nunca podría “outspend” a Amazon o Apple.

Una de las formas, es su catálogo. Por ello, comprar SoundCloud hace mucho sentido por el contenido que su comunidad genera, más que por la tecnología o deals con labels independientes en sí mismos.

Los mixes, covers y nuevos artistas que surgen todo el tiempo de SoundCloud pueden hacer que la oferta de catálogo de Spotify sea mucho más variada en el momento en el que todos los servicios de streaming básicamente tengan el mismo catálogo comprado a los grandes sellos discográficos.

¿El precio de la compra? Nadie sabe, pero SoundCloud hace poco levantó una ronda de inversión que valuó la compañía en aproximadamente U$700M. De todas maneras, SoundCloud nunca generó ganancias, así que eso podría jugar un rol importante en el número final del acuerdo.

Por lo pronto, me parece una buena noticia para nosotros, los usuarios de Spotify si esto llegara a concretarse. Mi única duda: ¿qué opinarán los artistas que generan contenido en SoundCloud de esto? Si sos uno de ellos, me interesa tu opinión.

Snapchat Spectacles

Voy a empezar este post admitiendo algo: Snapchat me pareció estúpido al momento de su lanzamiento.

Solo cuando lanzaron su feature “Discover” (un espacio donde medios de diferentes tipos generan contenido específico para la plataforma) fue que pude ver el potencial de la app.

Más allá de los filtros tontos y las inaguantables selfies, creo que Snapchat tiene el potencial de ser lo que twitter fue en su momento a los blogs o medios tradicionales: lugares para contar lo que está pasando a tu alrededor, en real-time, en un formato más corto e informal y en el caso de Snapchat desde su concepción, con el agregado de ser audiovisual.

Stories me pareció otro producto realmente muy bien logrado. Aunque yo no genere mucho contenido, lo uso realmente mucho como consumidor. Tan bueno es Stories, que Instagram lo copió hasta en el nombre e incluso lo mejoró en algunas interacciones y UX (user experience).

Spectacles

Con un arsenal de productos ya funcionando y un crecimiento ridículo de usuarios activos (hace poco pasó a twitter por 15 millones de usuarios diarios) es que Snapchat cambió el nombre de su compañía madre a Snap Inc. y anunció Spectacles.

Para el gadget-savvy, Spectacles puede sonar demasiado parecido a los espantosos y carísimos Google Glass, pero están muy lejos de eso.

Spectacles sólo cuesta alrededor de U$130 (menos que un par de Ray-Bans) y su único objetivo es grabar hasta 10 segundos de video que será enviado a Snapchat vía tu smartphone para su publicación.

La idea es brillante: caso de uso sencillo, puntual para lo que los usuarios de Snapchat más usan Stories y mejorando la experiencia al remover la necesidad de estar con el brazo estirado y el celular apuntando a lo que querés filmar.

Y cuando me refiero a los “usuarios de Snapchat”, estoy hablando de su audiencia core: 12 a 34 años, con el rango de edad por debajo de los 12 años estimado en crecer casi un 42% en los próximos 12 meses. Probablemente si estás fuera de ese grupo Snapchat no te interesa o te parece estúpido y es por eso que Spectacles está pensado para la audiencia core específicamente.

Algo adicional que Spectacles logró es solucionar el problema del video vertical vs. video horizontal que ha plagado a los smartphones desde que son rectangulares. La solución es tan simple y obvia, que da bronca que nadie lo haya usado antes: video circular. Acá un GIF que muestra mejor como funciona:

Snapchat Spectables

Tan simple como eso.

Creo que con Spectacles, Snapchat va a seguir aumentando su appealing para el core de audiencia que ya tiene captada, al mismo tiempo que ingresa en un nuevo mercado: hardware.

Siendo un producto de costo bajo, con un caso de uso hiper simple (y con múltiples usos) y 100% enfocado en mejorar la experiencia de sus usuarios más asiduos, no veo la razón por la que no sean un éxito en el corto plazo.

Mango
En agosto de este año se cumplieron 10 años de vida de este blog. Después de casi 2 años de ausencia, vuelvo a escribir en este espacio, para contarles algunas novedades de mi vida profesional.


Durante estos dos años pasaron muchas cosas. Algunas buenas, otras malas, pero el resumen es que fueron muchas.


A fines de 2013 dejamos de ser Vulsai (el estudio de diseño y desarrollo que empezamos por 2010 junto a Juan y Nacho) y sumando a Jonathan, empezamos a trabajar en nuestro próximo proyecto: un producto de pagos llamado Mango.


Así fue como nos lanzamos a esta aventura que tenía como objetivo mejorar los pagos en América Latina, con un producto que hacía falta en la región y cuya necesidad nadie estaba cubriendo.


Luego de poco más de un año y medio de desarrollo, lanzamos Mango al mercado, donde tuvo una recepción más que importante.


Al mismo tiempo que trabajábamos para seguir haciendo crecer el producto, vimos como las necesidades del mercado iban creciendo y la diversidad de necesidades relacionadas a pagos y las que se derivan de esto son cada vez más y profundamente más complejas.


Mango


Por ello, cuando surgió la oportunidad de un acuerdo con Mercado Libre, decidimos que era lo mejor para el producto y la industria, que Mango tuviese un impulso mucho mayor que el que podíamos darle desde un espacio start-up.


Así es como Mango se sumó a Mercado Libre para seguir mejorando los pagos en la región, generando oportunidades de nuevos negocios e innovación en esta industria.


El objetivo sigue siendo el mismo: ser facilitadores de tecnología para solucionar los problemas de empresas y usuarios finales, potenciar el ecosistema brindando herramientas que hagan más fácil poder operar online e innovar en la mayor cantidad de plataformas posibles, pero por sobre todo mobile.


Algunos puntos claves sobre lo que se viene:

– El producto sigue siendo el mismo, con tecnologías similares y sufrirá de adaptaciones para sumarse al ecosistema de soluciones de Mercado Pago, que es en lo que hemos estado trabajando en este tiempo.


– El nombre del producto dejará de ser Mango ya que formará parte del universo Mercado Pago.


– Adicionalmente a integrar nuestro producto, estamos trabajando para mejorar la experiencia overall en la plataforma y hacerla más robusta y moderna. Es un gran desafío, pero justamente para eso estamos :)


– Seguiremos trabajando en actividades enfocadas en la comunidad de desarrolladores, proyectos Open Source y más iniciativas relacionadas, así que seguramente nos encontremos en conferencias, eventos y presentaciones.



Quiero agradecer mucho a mi familia y amigos por el apoyo y ayuda en estos años de altibajos, stress, alegrías, broncas, ansiedad y lucha que significa emprender en nuestra región.


Un agradecimiento especial a mis socios por todo el tiempo que trabajamos codo a codo en este proyecto, a nuestros inversores y advisors, pero en especial para nuestro equipo: Andrés, Bruno, Dan, Federico, Fernanda, Francisco, Guillermo, HernánJonatan, Romina y Silvia por habernos acompañado tanto en Vulsai como en Mango y a quienes siguen hoy trabajando con nosotros en esta nueva etapa.


Reafirmo mi creencia sobre que lo más importante que tiene una compañía es su gente y por suerte me tocó trabajar con el mejor equipo que una startup en Argentina desearía tener.

Planeo volver a escribir más seguido en este blog, así que hasta muy pronto!
PD: En el mientras, pueden ver en qué ando via mis cuentas personales en twitter, Instagram o Tumblr.
Assistant Schedule Email Meetings Appointments Gmail

Hace meses que tengo que organizar una cantidad ilimitada de reuniones todas las semanas.

En Mango, estamos buscando muchos perfiles para sumar al equipo, y al ser una startup tomé un rol activo en buscar y entrevistar a las personas que queremos sumar a la compañía.

Esto llevó a que tenga múltiples reuniones, entrevistas y calls por día. Al momento, el proceso que seguía para poder arreglar y agendar todos estos compromisos tenía demasiadas idas y vueltas y terminaba consumiendo MUCHO tiempo de mi día a día.

Hasta que conocí Assistant.

Esta herramienta (anteriormente llamada Betty), se integra de manera simple con GMail a través de una extensión para el navegador. El equipo detrás de Assistant está trabajando en una integración con Outlook (si todavía sos de los que usan “eso”), y MailApp de OSX.

El uso es bastante simple: cuando creamos un nuevo mail, tenemos la opción de hacer click en el botón de Assistant integrado en la ventana, y ahí elegimos la duración del evento, dónde será (dirección o call), y un botón para elegir los horarios.

Assistant Schedule Email Meetings Appointments Gmail

Luego, seleccionamos los horarios disponibles de nuestro Calendario (antes tenemos que darle acceso a nuestro Google Calendar) y vamos marcando los slots que queremos dar como opción.

Assistant Schedule Email Meetings Appointments Gmail

Cuando terminamos de elegir los horarios, Assistant inserta las opciones automáticamente en nuestro email, para enviar a la persona con la que queremos juntarnos.

Assistant Schedule Email Meetings Appointments Gmail

Finalmente, cuando la persona hace click en el link en el mail que le enviamos seleccionando el horario que le queda más cómodo, Assistant automáticamente setea la reunión en nuestro Calendar, y adicionalmente le envía una invitación via email a la persona con la que nos vamos a juntar, para que también pueda agendárselo.

Assistant Schedule Email Meetings Appointments Gmail

Eso es todo.

La cantidad de tiempo que nos podemos ahorrar día a día con esta herramienta gratuita, es increíble.

Basta de toneladas de emails para ponernos de acuerdo y agendar!

Les recomiendo muchísimo usar Assistant si tienen que organizar demasiadas reuniones en su día.

Ahora bien, si necesitan una opción mucho más simple para usar en un ámbito no laboral (ej: ir al cine con amigos) recomiendo mucho Doodle, que funciona de manera similar, sin el extra de mandar las invitaciones.

leslie bradshaw github jess3

Les dejo brevemente esta fantástica charla de Leslie Bradshaw, ex-COO de JESS3, una agencia que me encanta y que tuve el placer de conocer a su CEO personalmente y sólo habló maravillas de esa mujer.

La charla es parte de la serie “Passion Projects” que se llevan a cabo en GitHub. Leslie habla bastante sobre el desafío y la parte no tan “glamorosa” de emprender y construir una compañía gigantesca desde un proyecto pequeñito.

Lamento que no haya subs en español, pero si se dan maña con el inglés recomiendo mucho que la vean completa.

Kevin Spacey speech Edinburgh Film Festival House of Cards Netflix

Si todavía no lo han visto, necesitan hacerlo.

La semana pasada Kevin Spacey habló en el Edinburgh Television Festival y dio un discurso que explica lo que nosotros en internet venimos pidiendo hace años: queremos el control sobre lo que consumimos.

Spacey habla sobre la experiencia por la que pasaron al llevar House of Cards a diferentes cadenas para que fueran productoras de la misma. Por cierto, si no la han visto, es porque no siguieron mi recomendación hace rato.

Con House of Cards, ellos evitaron tener que hacer un piloto.

Un piloto para quienes no están al tanto, es básicamente el primer episodio de una serie (que puede salir al aire o no) y que las cadenas prueban con diferentes focus groups. Si los resultados son favorables, la cadena avanza con la serie y pide más episodios, o por el contrario, decide no seguir adelante.

Pero producir estos pilotos es sumamente costoso y a veces sin ningún tipo de resultado. La estadística lo demuestra: en 2013 se hicieron 146 pilotos costando entre $US300-$US400 millones y sólo 56 terminaron siendo una serie (que pueden ser canceladas en cualquier momento).

Con House of Cards, el proceso fue otro: golpearon las puertas de muchas cadenas pero sin piloto no los atendieron. Salvo Netflix.

Netflix viene haciendo data mining de las preferencias de sus suscriptores por años, por lo que corrieron tests y se dieron con la noticia de que gente que vio la serie original, gente que vio películas con Kevin Spacey, y gente que miraba series relacionadas con la política iban a ser un público importante. Lo mismo sucedió con Orange is the New Black.

Orange Is The New Black Kevin Spacey speech Edinburgh Film Festival House of Cards Netflix

Y así fue como aprobaron la serie sin ver un piloto ni nada parecido.

Spacey hace énfasis sobre un punto muy importante: “Give people what they want”.

Es tan claro como eso.

Les pongo mi ejemplo: yo NO tengo televisión por aire y no pienso pagar por cable.

¿Por qué? Porque no me interesan. Porque hay una sobreoferta de contenidos que jamás voy a poder ni me interesa consumir.

Yo quiero elegir que ver, en qué calidad verlo, en qué momento del día verlo, y con qué perioricidad quiero verlo.

Es por eso que el modelo de Netflix funciona: si me quiero atiborrar con 13 episodios de una serie un sábado, puedo hacerlo, porque es mi decisión, no la de HBO, AMC, o la cadena que sea.

Y creo que esto es algo que Steve Jobs entendió justo antes de su muerte y que quiso aplicar al modelado de lo que será el próximo gran golpe de Apple a una avejentada industria: Televisión.

Los contenidos van a dejar de ser pura y exclusivamente transmitidos a un horario y momento preciso; sino que serán tratados como apps: voy a verlos cuando quiera, en el dispositivo que tenga a mano y PAGANDO por hacerlo.

Los modelos de distribución tienen que cambiar y Netflix es uno de los primeros en estar entendiendo el camino que hay que transitar.

Veremos quienes son los que aprovechan estos indicios.

se7en - El pecado de las agencias de publicidad tradicional

Como todos sabemos en el mercado de la publicidad se diferencia de manera ridícula a una agencia de publicidad “tradicional” de una “interactiva” o “digital”.

Eso sucede, y no voy a profundizar en este post sobre las razones por las cuales sigue sucediendo hoy. Lo dejemos para otro momento, ok?

En este esquema, tenemos agencias tradicionales que se ocupan de lo “tradicional” (valga la redundancia), es decir: avisos de televisión, radio, gráfica y vía pública.

Con el nacimiento de internet, empezaron a aparecer en el mapa “shops” digitales, que inicialmente lo único que hacían era escupir banners a mansalva.

Así con el tiempo surgieron los “portales”, blogs, y consecuentemente las redes sociales. La publicidad tenía que tener lugar en estos medios también, pero la forma de comunicarse con “esa gente que usa computadoras” era *y es* muy diferente a hacer avisos de TV o radio; por lo que nuevamente los estudios/agencias digitales tomaron la posta, ya que conocen al público, las herramientas y los medios.

Amalgama

Y así, el sistema viene funcionando hace muchos años, agregando otros jugadores de por medio: agencias de prensa, agencias de medios, agencias de BTL e infinitos etcéteras.

Muchas agencias tradicionales (normalmente las más grandes) se dieron cuenta que era necesario ofrecer un servicio “integral” a sus clientes y para ello, tomaron diferentes caminos: algunas generaron equipos internos para “digital”, otras comenzaron a colaborar estrechamente con agencias digitales externas, y algunas hasta llegaron a comprar a agencias digitales pequeñas e incorporarlas a su staff.

Hasta ahí, todo lindo.

Houston, we have a digital problem

Al día de hoy, son muchas las agencias tradicionales que siguen con problemas para cumplir con esta promesa del “integral”:  realizan spots maravillosos, pujantes, emocionantes, divertidos, ingeniosos, inteligentes, ganadores de múltiples premios en Cannes… pero que van acompañados con una estrategia digital que apesta o es inexistente.

Es curioso como muchas agencias admiten abiertamente este problema y están desesperadas en la búsqueda de una solución mágica. La mayoría cree firmemente que esa solución mágica, es encontrar un partner que conozca de digital y que sea bueno en lo que hace.

Si bien eso es en parte una muy buena forma de ayudar a hacer las cosas mejor, hay algo incluso más importante.

Algo que vengo repitiendo incansablemente hace rato y que estoy convencido, no soy el único que piensa igual.

Algo que es tan simple, tan claro y tan de sentido común que debería ser obvio:

Involucrar a digital temprano

Así es, tan simple como eso.

Involucrar a quien sea que “haga digital” (sea una agencia externa, sea un equipo interno, aliens de Júpiter, whoever) en el proceso creativo apenas llega un brief.

No interesa si no se pide expresamente una estrategia digital. Involucrar a ambos equipos desde el inicio.

¿Es fácil?

No, seguro que no. Y esto obedece a múltiples causas:

  • Las escuelas creativas o instituciones educativas publicitarias no le dan el lugar que merece a interactive/online. Sus alumnos salen pensando que ser creativo es hacer el comercial de TV de su vida.
  • Por ende, los creativos tradicionales crean que peligra su trabajo (ridículo, I know, pero pasa), o simplemente piensan que digital no necesita creatividad, es tan sólo un medio.
  • Porque la agencia sigue con la mística/fucking costumbre de hacer sólo acciones partiendo desde un aviso de TV
  • Porque aun se sigue con el modelo de duplas y no “triplas” (si no saben de qué hablo, lean acá) Gracias @juancarlosortiz por el gran modelo implementado en DDB Latina.
  • Por cuestiones de presupuesto.

Este último sigue siendo uno de los principales problemas por el cual las acciones de digital en muchas campañas dan vergüenza. A causa de ese punto en particular, se desatan estos:

  • El equipo de “digital/interactive/online” se involucra en la ULTIMA instancia de planeamiento.
  • Se reduce el budget a un mínimo. Es como si alguien en una reunión se acordase: “UHHH, cierto que hay que hacer digital!”.
  • “Digital” para brand managers a veces se resume en: pagarle 2 pesos a gente para que “tire tweets”.
  • Las propuestas creativas, mockups gráficos, prototipos y desarrollos finales se tienen que realizar en timeframes IMPOSIBLES y así es el resultado.

Divididos

Vivimos en un período donde en ciertos mercados y en ciertas agencias lo “tradicional” y lo “digital” siguen divididos.

Terminemos con esa división. Traigamos a ambos equipos a trabajar juntos, a pensar ideas colaborando desde el primer instante.

Hace poco tuve la oportunidad y privilegio de almorzar con el amigo @danisolana, de DoubleYou, y me contó la forma de abordar las campañas que ellos pregonan y me pareció fascinante: partir del digital para ir al tradicional. Planificación y estrategia usan como base una idea para digital (medible con herramientas analíticas), y se usan medios tradicionales para comunicar y acompañar la idea.

Simplemente maravilloso.

Trabajar juntos y desde un comienzo es clave.

Después de todo, cada pieza de los equipos trabaja para un mismo objetivo: presentar un gran trabajo en todas las esferas posibles, y así crear mejores marcas y hacer más felices a los clientes.

O al menos así debería ser, no?